Prueba IndicAgro.jpg

Trabajar por un Agro Comprometido

*Por Departamento Institucional de la Bolsa de Cereales de Córdoba (BCCBA).

El 04 de julio del corriente año la Bolsa de Cereales de Córdoba (BCCBA) lanzó los Indicadores de Responsabilidad Social y Sustentabilidad para el AGRO – IndicAgro. Esta valiosa e innovadora herramienta para el sector, se realizó bajo la dirección técnica del Instituto Argentino de Responsabilidad Social Empresaria (IARSE), y a continuación queremos resaltar cinco puntos básicos para conocer un poco más sobre esta iniciativa:

¿Qué son los IndicAgro? ¿Para qué surgieron?

En la misión 2020 de la BCCBA se planteó trabajar por el desarrollo sustentable de los sectores intervinientes en la cadena agroindustrial, generando acciones que resulten beneficiosas para la comunidad en su conjunto. En este marco y a partir del libro desarrollado por el Departamento de Información Agroeconómica de la BCCBA y el IERAL de Fundación Mediterránea, titulado “El Aporte del Campo a la Economía de Córdoba”, donde se refleja la importancia económica de la actividad para la Provincia, surgió la necesidad de trabajar en pos de visibilizar y dimensionar también el aporte social que la actividad generaba.

Es por ello que bajo la coordinación técnica del IARSE y las contribuciones de Instituciones de productores como lo son AACREA y AAPRESID, se desarrollaron los IndicAgro. Una herramienta de mejora pensada y diseñada a la medida de la actividad primaria, la cual consiste en un autodiagnóstico que le permite a las empresas agropecuarias conocer el grado de RS&S que tienen incorporado en sus empresas y acompañarlos en la incorporación de la misma a sus estrategias de negocios, trabajando en pos del desarrollo de empresas agropecuarias responsables. Entendiendo por ellas, empresas que organizan su producción y comercialización, reduciendo el consumo de bienes naturales y servicios ecosistémicos, procurando la competitividad y continuidad de su propia actividad, sin comprometer el desarrollo sustentable de toda la sociedad.

¿Cómo funcionan?

La herramienta se materializó en un software online, en el cual la empresa agropecuaria se autocalifica como una empresa chica, mediana o grande, de acuerdo con el nivel de proximidad o incorporación de RS&S sin tener ninguna relación con su tamaño, ya sea considerando la cantidad de héctareas, número de empleados, etc, sino que dicha clasificación se vincula con la gestión del triple impacto que genera. Teniendo en cuenta esto, los tres niveles de aplicación son Básico, Amplio y Comprensivo, en los cuales se aplican 15, 30 y 50 indicadores respectivamente.

Para conocer la situación en las 7 dimensiones se realiza un autodiagnóstico que consiste en una serie de preguntas binarias que el productor responde por sí o por no. Luego de haber completado todas las preguntas correspondientes a cada dimensión el software le arroja un resultado que constituye un mapa para la gestión de su empresa agropecuaria, el cual le facilitará tomar decisiones para mejorar y producir de forma sustentable.

Es importante aclarar también que la aplicación de los IndicAgro es gratuita, voluntaria y confidencial. Solo requiere la validación por parte de la BCCBA, a través del CUIT de la empresa para confirmar que sea una explotación agropecuaria la que se los aplique.

¿Cuántos productores ya los están aplicando? ¿De qué zonas productivas? ¿Por qué deberían sumarse?

En este momento hay subidos a la plataforma más de 100 productores de varias provincias tales como Córdoba, Santa Fe, Buenos Aires, La Pampa, La Rioja, Tucumán, Neuquén. La herramienta ya fue presentada en Buenos Aires, Rosario, Entre Ríos y Bahía Blanca, en las sedes de las Bolsas de Cereales de dichas ciudades. El objetivo de estas presentaciones es acercar la herramienta a productores de otros puntos del país.

El aporte de los IndicAgro, es que puede ayudar a tomar decisiones en pos de realizar una gestión sustentable y responsable que contemple los impactos de la actividad en todos los públicos y actores que relacionan con la misma. Constituye una nueva forma de gestionar los negocios, incorporando el paradigma de la Responsabilidad Social y Sustentabilidad, siendo un plan de mejora implícito, diseñado y desarrollado para facilitar la generación de valor del sector agroindustrial en los entornos donde se desarrolla.

¿Cuáles son los objetivos para este año? ¿Y para el próximo?

Los objetivos para este año son dar difusión a la herramienta y sensibilizar a los productores sobre la importancia de realizarse el autodiagnóstico como punto inicial de una gestión de sus empresas orientadas a la sustentabilidad. Para el año próximo se espera continuar en la misma línea, difundiendo los IndicAgro en diferentes puntos del país, las capacitaciones y los talleres de implementación, para de esta forma llegar a un mayor número de productores. Sumado a la articulación de la herramienta con otras iniciativas, como lo es el Programa de Buenas Prácticas Agropecuarias del Gobierno de la Provincia de Córdoba.

¿Cómo se siente la Bolsa con este trabajo de los IndicAgro?

Desde la Bolsa de Cereales de Córdoba estamos orgullosos de la respuesta que el sector ha tenido a esta iniciativa, conscientes de que los IndicAgro son un primer paso y el camino de la sustentabilidad es el único viable para la actividad. Nos sentimos responsables, como representantes de los diferentes sectores que componen la cadena agroindustrial de generar herramientas y acciones que permitan en este caso al sector primario generar conciencia y agregar valor.

En sintonía, en los últimos años el foco de las Instituciones, empresas, y dependencias gubernamentales vinculadas al sector también estuvo puesto en el trabajo, análisis y desarrollo de herramientas en pos de trabajar la relación agro y sustentabilidad. Entre los factores que impulsan a la actividad a trabajar y poner en el centro estas temáticas, se encuentra el grado de profesionalización y maduración de la actividad agropecuaria, en el cual la gestión de sus impactos no puede ser desatendida, entendiendo que la sustentabilidad debe ser económica, social y ambiental.

Hoy nos encontramos frente al desafío de ser competitivos, generando desarrollo, empleo y a la vez valor. En esta línea, la sustentabilidad y la forma en que se gestionan las empresas constituyen un cambio de paradigma que es transversal a todas las actividades económicas, y la cadena agroindustrial no puede, ni debe, ser indiferente a esa transformación.

Algunos ejemplos de trabajo en este sentido, a nivel provincial son el Programa de Buenas Prácticas Agropecuarias desarrollado por el Ministerio de Agricultura y Ganadería de Córdoba, la cátedra de Desarrollo Personal, Ética y Responsabilidad Profesional y Social que se dicta en la Facultad de Ciencias Agrarias en la Universidad Nacional de Córdoba, los IndicAgro impulsados por la Bolsa de Cereales de Córdoba. A nivel nacional el Protocolo de Agricultura Certificada de AAPRESID, el compromiso con las comunidades donde se desarrollan los Grupos CREA, entre otras iniciativas. Dejando en claro el firme compromiso y decisión del sector en trabajar en este sentido.

Para aplicarte los IndicAgro ingresa a: indicagro.bccba.com.ar.